Medicina Integrante

La Medicina Integrante se enfoca en la salud y en tratar a la persona como un todo…

Screen Shot 2015-01-31 at 2.57

En la entrada de ayer conocimos al Dr. Donald I. Abrams, Profesor de Medicina Clínica en la Universidad de California San Francisco, en donde dirige el Centro Osher de Medicina Integrante, y quién también es Jefe de Oncología en el Hospital General de San Francisco.

Realmente como él mismo dice es inusual para un Oncólogo hablar de nutrición, entonces ¿cómo quedó involucrado con el tema de la nutrición y el cáncer?

Bueno Dr. Abrams, quien ha sido Oncólogo por 34 años, admite que no siempre estuvo interesado en el aspecto nutricional, pero al llevar 19 años con una pareja que es chef macrobiótico, paulatinamente fue cambiando su perspectiva acerca de la comida.

Luego en el 2002 tomó un Doctorado en Medicina Integrante, del programa de Andrew Wile en la Universidad de Arizona, donde por primera vez como médico realmente aprendió sobre la nutrición.

Donald I. Abrams, M.D.

Donald I. Abrams, M.D.

La Medicina Integrante ha venido cobrando fuerza en EUA desde hace una década, a diferencia de la medicina convencional la cual se enfoca en la enfermedad, diagnóstico y tratamiento de esta (reactiva), la Medicina Integrante busca restablecer la salud de la persona, enfocándose en la prevención (proactiva), o sea nutrición, ejercicio, estilo de vida, y en tratar a la persona como un todo (mente-cuerpo-alma), haciendo énfasis en la relación paciente-médico.

Desafortunadamente en la Escuela de Medicina a los doctores no les enseñan mucho sobre la nutrición comenta Dr. Abrams. Asegura que en cuanto al desarrollo de varios cánceres, la obesidad es un grave problema que representa un gran riesgo, por esto mantener un índice de masa corporal magra es muy importante.

Lamenta que sean precisamente las cadenas norteamericanas de comida rápida las que en gran parte contribuyen a la obesidad en cada país en donde abren sucursales, pues estar sobrepeso tiende a incrementar el número de cánceres particularmente los relacionados con hormonas.

Por consiguiente el cáncer de mama, ovario, uterino y de próstata en hombres aumentan con la obesidad probablemente porque la grasa crea hormonas y muchos de estos cánceres son alimentados por hormonas. Explica que a su vez esto se debe a que no podemos desintoxicarnos bien de las hormonas si tenemos sobrepeso.

Cada 10 años el Instituto Americano para la Investigación del Cáncer y el Fondo Mundial de Investigación del Cáncer (WCRF), presentan 10 Recomendaciones para la Prevención del Cáncer, las últimas fueron presentadas en el 2007.  Veamos:

1.- GRASA CORPORAL: Sea tan magro como sea posible dentro de su rango normal de peso corporal.
2.- ACTIVIDAD FÍSICA: Realice actividad física como parte de su vida cotidiana.
3.- ALIMENTOS Y BEBIDAS QUE PROMUEVEN AUMENTO DE PESO:
a. Limite el consumo de alimentos con un alto índice calórico.
b. Evite las bebidas azucaradas.
4.- ALIMENTOS DEL REINO VEGETAL: Coma principalmente alimentos de origen vegetal.
5.- ALIMENTOS DEL REINO ANIMAL:
a. Limite el consumo de carnes rojas.
b. Evite las carnes procesadas.
6.- BEBIDAS ALCOHÓLICAS: Limite el consumo de bebidas alcohólicas.
7.- PRESERVACIÓN, PROCESAMIENTO, ELABORACIÓN:
a. Limite el consumo de sal.
b. Evite cereales mohosos (granos), o legumbres (leguminosas).
8.- SUPLEMENTOS DIETÉTICOS: Aspire a satisfacer las necesidades nutricionales óptimas a través de su alimentación diaria solamente. Logre la nutrición adecuada sin consumir suplementos.
9.- LACTANCIA MATERNA: Madres a dar pecho; niños deben ser amamantados.
10.- SOBREVIVIENTES DE CÁNCER: Siga las recomendaciones para la prevención del cáncer.

En la próxima entrada el Doctor Abrams ahondará sobre el significado e implicaciones de éstas recomendaciones.

En la mayor medida posible procura que tu alimento sea orgánico

syp

«El cáncer es una maleza y ustedes el jardín, mi trabajo es hacer que su tierra sea lo más inhóspita posible para el crecimiento y propagación de esa maleza, por eso a lo primero que le presto atención es al fertilizante en tu jardín», esto es lo que Dr. Donald Abrams del Centro Osher de University California San Francisco, le dice a sus pacientes viviendo con cáncer al recibirlos para una consulta de oncología integrante.

Por consiguiente explica Dr. Abrams, «mi recomendación para aquellas personas que desean reducir su riesgo de padecer cáncer y para las personas viviendo con cáncer, es que en la mayor medida posible su dieta sea orgánica y a base de plantas.»

Maleza en medio de un campo de cultivo

Maleza en medio de un campo de cultivo

«Los pesticidas, fertilizantes y demás son químicos que nunca habían sido consumidos por los seres humanos hasta hace 50, 20, 10 años lo digo así porque siempre están inventando nuevos productos», comenta Dr. Abrams.

La otra razón por la cual los productos del campo que consumimos deben ser orgánicos, es porque una planta que crece al aire libre de manera orgánica, a diferencia de una que crece en un invernadero protegida y rociada, necesita protegerse de su entorno, de otras plantas, de insectos, de depredadores y del sol.

Y ¿cómo lo hace? pregunta Dr. Abrams. Una planta no tiene puños para defenderse así que produce químicos, y esos químicos que produce, llamados phytonutrientes, en gran parte son los nutrientes de las frutas, vegetales y tubérculos que más beneficio y protección nos aportan.  Y una planta que crece orgánicamente sin ser rociada en lo absoluto, es la mejor medicina… recordemos lo enseñado por Hipócrates: «que tu comida sea tu medicina y tu medicina sea tu comida.»

Por ende Dr. Abrams recomienda que si deseamos consumir comida potente, ésta debe ser orgánica y en especial en vez de aquellos alimentos del campo que al ser producidos comercialmente requieren de muchos pesticidas o fertilizantes. Sigue leyendo

Día 50

El martes 16 de diciembre fue mi día 50 de crudo siguiendo el régimen de Don Manuel Lezaeta Acharán.

La verdad, como vaticiné en la primera entrada del blog el 25 de octubre, al principio pasé unos días tenaces, pero poco a poco gracias a Dios fui mejorando, hasta que llegó el momento en que no sólo cobré fuerzas y energía, sino que éste se convirtió en un régimen fácil de seguir. Se convirtió en hábito de vida saludable.

Luego, al nacer el proyecto de llevarle el mensaje a los niños de nuestras escuelas públicas, lo que constituye la alimentación adecuada para conservar la salud vs. la alimentación tóxica que desencadena las graves enfermedades que nos aquejan en Panamá, me fui involucrando de tal manera, que ahora estoy en proceso de abrir un capítulo de una Fundación muy exitosa de EUA, con el mismo fin.

Esta Fundación ya aprobó tener un capítulo en Panamá, por lo cual estoy inmensamente feliz y agradecida. Pronto les estaré dando más información al respecto. Sin embargo, por esta razón cada vez he tenido menos tiempo para escribir en el blog, y me he ido atrasando en las entradas.

Más no lo abandonaré, seguiré poniéndome al día, compartiendo información nutricional sobre los alimentos y, recomendaciones de los últimos estudios avanzados por las mejores universidades y hospitales de EUA, al igual que de los mejores doctores en prevención.

Es más hace unos días tomé la decisión de iniciar otros 50 días de crudo en marzo, pues siento que aun no estoy al 100%.

Gracias por visitarnos…