Día 24

Comida escolar en escuela pública de EUA acorde a las nuevas regulaciones de salud

Comida escolar en escuela pública de EUA acorde a las nuevas regulaciones de salud

Los hábitos adoptados desde niños nos acompañan toda la vida, por esto es importante enseñarle a nuestros niños desde temprana edad, los hábitos de vida necesarios para obtener y conservar la salud.

Realizar esta hazaña de fomentar una buena nutrición y actividad física en la niñez panameña es un esfuerzo colectivo que involucra a padres, maestros, escuelas, gobierno, sociedad, agricultores, empresas, etc.

Frente a la evidencia científica sobre la directa relación que existe entre la alimentación diaria y la salud, tener visión es reconocer, que para ser efectivos, los esfuerzos en prevención deben iniciarse en los más jóvenes.

Además de que esto es lo justo, contribuye a la paz social porque el cuerpo sano goza de paz y mente clara, reinando la armonía en sus funciones fisiológicas.  Es fuente de bienestar, de la cual participan su familia y conciudadanos, escribe Lezaeta.

El hombre intoxicado, con una sangre viciada y envenenada, mantiene un estado de irritación y congestión de los centros nerviosos que lo hace actuar fuera de orden, aumentando sus probabilidades de convertirse en fuente de desasosiego para la sociedad en que vive.

Por consiguiente, apoyar toda iniciativa de concienciación y prevención en las escuelas primarias es ser visionario, pues aparte de ser lo correcto, beneficia en varios planos a la sociedad entera.

Según el Diccionario de la Real Academia Española, visionaria es la persona que tiene visión de futuro, aquel que tiene la habilidad de ver más allá y actuar como corresponde.

Cambiar los malos hábitos alimenticios y estilo de vida de un país es responsabilidad de todos. Por mi parte estoy comprometida con llevar esta charla, enfocada a crear conciencia sobre lo que constituye la alimentación adecuada para conservar la salud, a todas las escuelas primarias accesibles del país, en específico a los niños de tercero a sexto grado.

Los invito a sumarse y convertirse en Visionarios por esta causa dando su apoyo para poder llevar a las escuelas públicas de nuestro país esta charla de prevención.

Las últimas estadísticas subrayan que la mayoría de los adultos erradamente aceptan las probabilidades de desarrollar cáncer, diabetes y enfermedades coronarias como si fuera un tiro de dados.

Sin embargo, modificando nuestros hábitos hoy es como prevenimos las enfermedades mañana.

Los visionarios claramente comprenden que instruir a los jóvenes ahora, es la única manera, si pretendemos realmente revertir el creciente número de enfermos con cáncer, diabetes y del corazón en nuestro país.